VIVIMOS UN PROLONGADO SÁBADO DE SOLEDAD

Vivimos un prolongado sábado de soledad

Que triste tuvo que ser para María despertar el sábado y darse cuenta que lo sucedido el día anterior no había sido un sueño, en realidad Jesus el hijo de sus entrañas murió. Había sido llevado al sepulcro y ella sólo con la compañía de Juan se enfrentaba a esta nueva realidad de vivir un sábado sin Jesús.

Son muchas las personas que viven durante un prolongado e interminable sábado esta dura realidad de soledad, de abandono, de tristeza.  La muerte es su único recuerdo y la desesperanza su actual compañía. Sienten que Dios se ha quedado muerto y no ven en el horizonte la más leve esperanza de estar con Dios.

La realidad que les toca vivir a muchos hombres y mujeres no les da margen de esperanza, la soledad a los que les tiene condenado el gobierno, la permanente amenaza de los violentos y la poca presencia de la Iglesia, hacen que el corazón traspasado sienta que la muerte es su única compañía y el miedo es muro que obstaculiza cualquier luz de esperanza.
Se vive la soledad como la más obsesiva de las pobrezas, sentimiento que trastorna el corazón y el espíritu, quien la sufre tiene que luchar contra el vacío que lo devora. El hombre se siente expulsado de sí mismo, siente que  quien tiene el poder para librarle, no quiere ocuparse de el.

Hay distintas formas de soledad, pero la más penosa y desgarradora, es la que toma los nombres de abandono y rechazo.  Miremos tan sólo unos casos de soledad:

Soledad de los pobres: la de aquellos que se sienten miserables, a los que se les a robado la esperanza, los que mendigan desde un trabajo hasta un pedazo de pan, se sienten mendigando lo que por derecho les pertenece: la dignidad del trabajo.

Soledad de los campesinos: los que procuran el pan de cada día, sienten la libertad amenazada, la cultura lastimada y el trabajo explotado . Nadie les escucha, su figura sufrida y sus ojos perdidos en el horizonte esperan que en algún momento el estado se de cuenta que son ellos la despensa necesaria sin la cual ningún pueblo podría sobrevivir. Los campesinos elevando sus encallecidas manos al cielo piden al Padre que les libre de esta terrible soledad.

Soledad de muchos jóvenes sacerdotes quienes después de una genuina y total entrega a Dios y a las comunidades,  han sentido el abandono de quienes por derecho y mandato divino debían como padres, ampararles, corregirles, ayudarles y en cambio han recibido los regímenes mas crueles de opresión y persecución, dejando a la deriva a quien por Voluntad divina ha sido elegido por Dios.

Soledad de los amigos: la ingratitud es uno de los sentimientos más crueles y más desgarradores de soledad, cuánto le duele al corazón la espalda que nos dan aquellos de los que al menos esperábamos comprensión ayuda y consuelo. ¿Dónde están los otros nueve?

Afortunadamente Jesus dijo: "No los dejaré huérfanos" (Jn 14,18)

En este día Señor, cuando tantas personas celebran tu muerte, cuando tantos quieren, creen y esperan que estas muerto, quiero Jesús que me acompañes en mi itinerario de la vida, estoy con María, juntos guardamos la esperanza que ningún dolor es permanente  y ninguna soledad es eterna , caminamos creyendo que el sepulcro, la mentira  y la muerte no tienen la última palabra. Acompaña Señor a todos los que se sienten solos y ven en Ti la única esperanza de salvación y liberación. Que sintamos tu promesa de que estarás  con nosotros todos los días hasta el fin del mundo.
Aunque el viento no este a mi favor, aunque la soledad toque mi puerta, aunque muchos me abandonen, yo, Señor y con María caminaré hasta ti, porque quiero ser el primer testigo  de tu victoria en la mañana gloriosa en que los hombres y los pueblos alcanzarán la definitiva liberación.


Omar A. Bedoya Gaviria
Twitter @omantoni1
http://omantoni.blogspot.com/

Marzo 29/2013

Comentarios

  1. UNA PROLONGACION DE SUFRIMIENTO Y FE, SUFRIMIENTO Y ESPERANZA, SUFRIMIENTO Y PERDON, SUFRIMIENTO Y COMPROMISO, SUFRIMIENTO Y PASCUA DE RESURRECCION, ESTAS SOLEDADES Y MUERTES INOCENTES, COMO LA DE LOS MARTIRES, COMO LA DE CRISTO, NO PUEDEN SER INUTILES, DARAN FRUTOS DE PASCUA.

    ResponderEliminar
  2. Amén...así es, así será, así lo cree y lo espera nuestra fe, muchas personas y pueblos desean que termine cuanto antes este prolongado sábado de soledad sin Dios. En esta esperanza caminamos con María.

    ResponderEliminar
  3. "Vivimos un prolongado sábado de soledad" donde lo sucedido es percibido como la derrota y fin de Jesus, que sentimientos tan feos y dolorosos vivieron Maria y los discipulos, la alegria de "algunos" sobre la tristeza de este rebaño sin pastor. Que en estos tiempos tan dificiles Señor, que tu iglesia camine siempre en la VERDAD, esa que libera y que nos lleva a ti, aunque muchos nos hagan creer que estamos solos, tus hijos sabemos que nunca nos abandonas y que pronto este sabado de soledad terminara.
    Hermosas palabras Omar!!! Invitan a la reflexion!!! Y eso es muy bueno!!!

    ResponderEliminar
  4. "Que tu Iglesia camine siempre en la Verdad" que falta le hace a la Sociedad esta verdad que libera y que salva, esperamos que Francisco haga lo que debe hacer, me gusto mucho eso que los ""pastores deben oler a oveja" será uno de mis próximos comentarios, pues muchos que conozco me huelen a Polilla....perdón.
    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Yo lo unico que espero que estos nuevos aires de cambios no se convierta en un huracan.

    ResponderEliminar
  6. Si los huracanes son para quitar tanta basura que hay en medio...bienvenido.

    ResponderEliminar
  7. Me encataria que se lleve toda la basura!!! Ojala que no tengamos que lamentar ninguna perdida importante.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Lo que se exige con respeto, con respeto se responde, lo demás simplemente se ignora. Gracias por hacer parte de quienes buscan un mundo mejor.

Entradas populares de este blog

Homilia del Papa Francisco en Cartagena 10 sept. 2017

LA LEY NO DEBE APLICARSE SEGÚN LA CARA DEL INFRACTOR.

BIENVENIDO PAPA FRANCISCO, PEREGRINO DE LA PAZ