EN ESTA NAVIDAD QUIERO SER...



Celebrar la Navidad es permitirle al corazón retornar a la pureza, recuperar la ilusión y sentir nuevamente que es posible desde lo simple, lo pequeño y lo humilde obtener la victoria que un Niño desde el pesebre a todos nos ofrece.

Pensar en el  Niño de Belén es uno de los ejercicios más maravillosos que el corazón pueda realizar, recuperamos al niño interior que gracias a Dios, todos llevamos dentro.  Cuánta falta le hace hoy a la humanidad detenerse como José, como María, como los pastores o como los reyes frente a este Niño pobre para que recupere el amor.

QUIERO SER

1.  Como José, porque debemos enfrentar la vida sin preguntar, sólo con la firme convicción de escuchar a Dios, muchos de nosotros necesitamos tomar al Niño interior y llevarlo lejos de los Herodes de esta época  que quieren encontrarlo para matarlo.

2.  Como María, contemplando con fe integra y certeza fehaciente que lo manifestado es sólo la obra de Dios, aunque a nuestro alrededor todos lo duden, necesitamos creer que somos obra de Dios,  allí donde muchos ven o quisieran ver miseria y destrucción, para ello se necesita estar lleno de la gracia y aceptar sin titubeos la obra maravillosa de Dios. Dispuestos para que el " se haga en mi según tu palabra"

3.  Como los Pastores, para creer que aún en medio de tanta pobreza puede habitar el Rey y Señor de Señores, tener un corazón tan vacío de mediocridad y orgullo que tengamos el espacio suficiente para llenarlo de Dios. Sólo así podremos cantar !hosanna, bendito el que viene en nombre del Señor!.

4.  Como los reyes, dispuestos a emprender el viaje del cambio, dispuestos a seguir la estrella y sobre todo que después del encuentro con el señor, nos dejemos deslumbrar tanto por ese niñito que es Dios, que estemos dispuestos a regresarnos por otro camino. Navidad debe ser esa estrella que oriente mi vida hacia ese cambio radical que necesito  tanto en el campo espiritual, como en el familiar, laboral y social. Yo también quiero ofrecerle el Incienso, para que sólo Jesús sea mi Dios, quiero ofrecerle la Mirra, porque quiero reconocerle como hombre en mis hermanos, quiero ofrecerle todo el Oro, para que El y sólo El sea mi Rey.

5.  Como el Niñito Jesús, Para hacer florecer los inmensos dones de nuestro niño interior en la humanidad:
la ternura, el entusiasmo, la sencillez, la confianza, la armonía, la sabiduría, la felicidad. Porque mientras pasan los años me convenzo cada vez más que es lo pequeño y  lo noble,  lo que en realidad marca el rumbo de las grandes acciones. Como Jesús en Belén quiero liberarme de tanta parafernalia burocrática y abandonarme por completo en las manos de Dios. Sólo El tiene palabras de vida eterna.

"La Navidad, es el nuevo orden que Dios quiere proponer en nuestra tierra. Muchos, como entonces, tampoco se darán cuenta. Seguirán creyendo que Dios hace tiempo que enmudeció o que dejó de interesarse por el hombre. Que Dios se olvidó de nuestra realidad sufriente. ¿Cómo la vivimos nosotros?
En medio, de tanto colorido desvirtuado cuando no de tanto contrasentido navideño, Dios, por encima de todo, nace. Esa es la gran verdad: ¡NACE DE NUEVO EN CADA CORAZON Y EN CADA HOMBRE QUE QUIERA Y ESTE DISPUESTO A ACOGERLE!, por eso ven Señor Jesús y haz de mi corazón tu pesebre desde el cual muchos al acercarse puedan sentir tu amor.

Que este tiempo nos ayude a sentir y creer que el Señor nace en el pesebre de mi vida y que cosas buenas traerá.

A todos los que hicieron posible un año de paz muchas gracias, que hermoso encontramos con amigos cercanos y lejanos que nos hicieron sentir que todo el año fue Navidad.  Sus abrazos, mensajes, palabras y correcciones fueron certeza que algo nuevo y maravilloso estaba sucediendo. Dios con nosotros. El Emanuel.
Y porque no agradecer a quienes trataron de mortificarnos, aunque lamentamos decirles que sus propósitos fallaron, pero fueron momentos que nos acercaron más  a Dios. Gracias por propiciar este encuentro.

Quiero despertar el día de Navidad y encontrarme desde aquella inocencia de niño, que en la almohada de mi vida está la respuesta de un Dios que nunca falla y sentir que vivo en un país donde la Paz, las buenas oportunidades de trabajo, la Justicia y el amor son verdad.


"Porque Dios, ante todo, es amor
Porque Dios, sobre todo, es servicio
Porque Dios, ante la injusticia, es justo
Porque Dios, ante la mentira, es inocencia
Si el cielo, ha abierto sus puertas…
¡Abramos nosotros las nuestras! ¡Dios quiere entrar por ellas"

Desde esta tierra borinqueña, reciban todos mi abrazo de Navidad.

Omar Antonio Bedoya Gaviria
@omantoni1




Comentarios

Entradas populares de este blog

Homilia del Papa Francisco en Cartagena 10 sept. 2017

LA LEY NO DEBE APLICARSE SEGÚN LA CARA DEL INFRACTOR.

BIENVENIDO PAPA FRANCISCO, PEREGRINO DE LA PAZ